Croquetas de sobras de risotto

Es asi de simple...

- risotto
- queso
- harina
- huevo
- pan rallado
- sal

PASOS

No les paso medidas porque depende lo que les haya quedado de arroz. Por las dudas, el risotto frío es súper maleable. Así que no se asusten:
- Agarran un puñadito.
- Aplastan.
- Un cubo de queso generoso.
- Cierran formando una bolita sin que se vea el queso por ningún lado.
- Una pasada ligera de harina.
- Huevo batido con toque de sal.
- Pan rallado.
- Freír hasta dorar.
- Secar con papel de cocina.

Acá las versiones que se me ocurren para servirlas:

1) Así no más, para comer con la mano tipo picada con una cervecita (me lo van a agradecer)
2) Una versión más fresca, con las croquetas hechas al horno acompañadas con una ensalada de repollos con limón, oliva y sal.
3) Servido como entrada al plato con salsita casera de tomate o rosa.
4) Servido como plato principal con boloñesa.
5) Versión infantil agregándole arvejas y zanahoria rallada al risotto y semillas de sésamo al pan rallado